jueves, 28 de marzo de 2013

The Smile Bank muestra su imagen en un publirreportaje.

En este batiburrillo de conceptos que nos llegan por oleadas mediáticas hemos pasado de la austeridad a los emprendedores. Este último concepto parece destinado a los jóvenes según el documento nacional de identidad. Pero el ánimo para lanzarse a nuevas aventuras empresariales no tiene edad y un ejemplo lo tenemos en Luis Santiago, dibujante e ilustrador. Con su proyecto The Smile Bank ofrece una línea de productos como camisetas, tazas, libretas, ilustraciones, cuadros, que tienen sus dibujos como distintivo de marca. Ahora para potenciar su imagen de marca ha realizado un vídeo publicitario que promociona sus artículos y muestra su filosofía empresarial para posibles inversores a través de la fórmula del crowdfunding (otra palabreja de moda que se podría traducir como micromecenazgo).

2 comentarios:

Angel M. Rodriguez dijo...

Muy interesante el vídeo y su contenido.
En la forma, un video-promoción serio pero informal.
En el trasfondo, una posible solución al estancamiento de pensamiento gris generalizado.
Mucha Suerte, Luis ¡¡¡nihoni 77

Luis Santiago dijo...

Muchas gracias Ricardo por darle difusión. Ya me dirás qué te ha parecido con un café (o té roiboos) delante. Un abrazo, Luis.